Con la justificación del porcentaje de positividad y la evolución de contagios de coronavirus en algunas provincias del país, los ministerios de Educación (Minerd) y de Salud Pública (MSP) anunciaron ayer que están elaborando un plan estratégico para volver a las aulas en modalidad semipresencial o presencial en este año escolar.

“Posiblemente las decisiones no sean homogéneas para todo el país. Es probable que nosotros tengamos un área geográfica donde las condiciones epidemiológicas den garantía de salud para nuestros maestros y niños y se puedan comenzar las clases”, explicó Ivelisse Acosta, viceministra de Salud Colectiva durante una rueda de prensa para anunciar el plan.

La captación de provincias donde exista la posibilidad de regresar a las aulas se basará en el seguimiento de la curva de contagios en todas las regiones del país, procurando tener información detallada y actualizada que permita trazar una ruta para el regreso a las escuelas.

Estas observaciones se vienen estudiando desde octubre del año pasado, según Acosta. Sin embargo, desde esa fecha la positividad diaria se ha mantenido inestable y cada día se incrementan los contagios y las muertes por el virus.

El plan tiene previsto implementarse en este año escolar, aunque no se especificó la fecha en que será aplicada la medida de docencia presencial gradualmente.

Aunque tampoco se detalló las medidas que se llevaran a cabo en el plan, la funcionaria indicó que los documentos donde están plasmadas las estrategias aún están en versión preliminar y a nivel de borrador.

“Estamos haciendo conjuntamente los trabajos en torno al tema del retorno a la semipresencialidad escolar; el retorno gradual a las escuelas es un tema que está contemplado en el plan escolar Preservando la Salud que se anunció en agosto del año pasado”, sostuvo la viceministra de Servicios Técnicos y Pedagógicos, Ligia Pérez.

Igualmente, convocó a todos los sectores interesados a aportar ideas y depositar sus propuestas para un desarrollo efectivo.