Kim Kardashian le gana el juicio a Kanye West

Luego de más de un año desde que Kim Kardashian y Kanye West anunciaron su separación, la empresaria volvió a ser oficialmente una mujer soltera.

Un juez declaró a Kim, de 41 años, legalmente con el estatus de soltera en una audiencia que se llevó a cabo la mañana de este miércoles después de que el rapero, de 4 años, retrasó por varios meses el divorcio alegando un acuerdo prenupcial.

De esta forma Kim deja atrás el apellido West y regresa de forma oficial al Kardashian.

El abogado de Kanye dio a conocer tres condiciones para que Kim pudiera obtener por fin el divorcio; la primera tiene que ver con el dinero que recibiría la protagonista de Keeping Up With The Kardashians si su ex llegara a morir, la cual fue aceptada por el juez.

Mientras que las otras fueron rechazadas: que Kim no transferiría ningún activo que tuviera en fideicomiso, y si Kim se vuelve a casar debería renunciar al «privilegio marital», un concepto legal que protege el derecho entre cónyuges a la confidencialidad e impide que testifique uno en contra del otro.